«

»

Oct 30

Imprimir esta Entrada

Ladrones lo matan en su casa en Lara

Dos tipos entran a robar a una casa en la calle 53 con vereda 11 de San Vicente

Foto: Eduard Martínez.-

Foto: Eduard Martínez.-

Richard Jesús Cadenas (50) y su esposa Paola se fueron a dormir el miércoles a las 10:00 de la noche. El hombre debía viajar a las 5:00 de la mañana.

Antes de dormir, el esposo le dijo a la señora que pusiera el despertador del celular a las 2:40 de la mañana para que le diera chance de bañarse, comer y tomar café antes de irse.

A esa hora de la madrugada el celular sonó. Richard le dijo a su esposa que tenía mucho sueño todavía y que iba a dormir otro ratico en una cama que estaba en el patio de la casa porque hacia más brisa.

Pero a los cinco minutos Paola, que tenía los ojos cerrados, sintió cómo una luz la alumbraba. Era un celular prendido que se asomaba en la puerta del cuarto. “Yo dije, ¿tan rápido te levantaste? y el tipo prendió la luz del cuarto. Era un hampón con la pistola en mano”, cuenta Paola.

El choro le pidió a la señora las laptos y las prendas, pero ella no tenía nada de eso en su casa. Mientras los dos malandros le registraban el cuarto, se escuchó un ruido afuera. Era Richard que se había levantado.

Cuando los hampones los vieron, el que estaba armado se sorprendió y sin pensarlo le propinó el disparó a Richard justamente en la boca del estómago. La víctima se metió en el bañó y cayó detrás de la puerta.

Crédito: Eduard Martínez

Los malandros se fueron por el patio, trepándose en el techo de la casa para salir. Mientras tanto Paola le preguntó a Richard si estaba bien y trató de abrir la puerta del baño, pero no pudo.

La esposa salió a pedir ayuda. Ya eran las 3:00 de la mañana. Unos vecinos ya habían llamado a la policía al ver a los tipos sospechosos rondando la casa. Los funcionarios llegaron a los 15 minutos. Uno de los policías logró abrir la puerta del baño, pero Richard ya había fallecido.

Paola dice que tanto la reja como el protector de la puerta interna no estaban violentadas. Ella no desconfía de nadie y desconoce quién pudo entrar tan fácilmente.

Richard trabajaba con un amigo que tiene una envasadora de cocuy, él era el distribuidor y siempre viajaba a esa hora de la madrugada.

La Prensa.-

 

Enlace permanente a este artículo: http://merida.valeranoticias.net/ladrones-lo-matan-en-su-casa-%c2%9den-lara

//pagead2.googlesyndication.com/pagead/js/adsbygoogle.js
A %d blogueros les gusta esto: